Trato de Argel (Miguel de Cervantes Saavedra) Libros Clásicos

Página 44 de 67


De mil astucias usa y de mil mañas
para traerme a su lascivo intento:
ya me regala, ya me vitupera,
ya me da de comer en abundancia,
ya me mata de hambre y de miseria.
[NECESIDAD] Grande es, por cierto, Aurelio, la que tienes.
[AURELIO] Grande necesidad, cierto, padezco.
NECESIDAD Rotos traes los zapatos y vestido.
AURELIO Zapatos y vestidos tengo rotos.
NECESIDAD En un pellejo duermes, y en el suelo.
AURELIO En el suelo me acuesto en un pellejo.
NECESIDAD Corta traes la camisa, sucia y rota.
AURELIO Sucia, corta camisa y rota traigo.
OCASIÓN Pues yo sé, si quisieses, que hallarías
ocasión de salir dese trabajo.
AURELIO Pues yo sé, si quisiese, que podría
salir desta miseria a poca costa.
OCASIÓN Con no más de querer a tu ama Zahara,
o con dar muestras sólo de quererla.
AURELIO Con no más de querer bien a mi ama,
o fingir que la quiero, me bastaba.
Mas, ¿quién podrá fingir lo que no quiere?
NECESIDAD Necesidad te fuerza a que lo hagas.
AURELIO Necesidad me fuerza a que lo haga.
OCASIÓN ¡Oh, cuán rica que es Zahara y cuán hermosa!
AURELIO ¡Cuán hermosa y cuán rica que es mi ama!
NECESIDAD Y liberal, que hace mucho al caso,
que te dará a montón lo que quisieres.
AURELIO Y, siendo liberal y enamorada,
daráme todo cuanto le pidiere.
OCASIÓN Estraña es la ocasión que se te ofrece.

Página 44 de 67
 

Paginas:
Grupo de Paginas:       

Compartir:




Diccionario: