El Rey Lear (William Shakespeare) Libros Clásicos

Página 46 de 75


LEAR
¡Un rey, un rey!
BUFÓN
No: un burgués que tiene un hijo noble, pues tiene que estar loco si deja que su hijo se ennoblezca antes
que él.
LEAR
¡Así vinieran con mil asadores
al rojo vivo aullando sobre ellas!*
EDGAR
¡Los dioses te lo pagarán!
KENT
¡Ah, dolor! Señor, ¿dónde está la paciencia
de la que tanto os preciabais?
EDGAR [aparte]
Mis lágrimas se ponen tanto de su parte
que van a estropearme el fingimiento.
LEAR
Hasta los perrillos ––Trío, Blanca
y Reina ––, ¿veis?, todos me ladran.
EDGAR
Tom va a tirarles su cabeza. ¡Fuera, chuchos!
Tengas boca blanca o negra,
que envenena como muerda,
galgo, mastín o podenco,
braco, mestizo o sabueso,
rabicorto o rabilargo,
Tom te hará salir aullando,
pues, al tirarles mi crisma,
todos huyen de estampía.
Titi, titi, titi. ¡Ea! Vete a las fiestas, ferias y mercados.
Pobre Tom, tu cuerno está seco .
LEAR
Ahora, que diseccionen a Regan, a ver qué le crece por el corazón. ¿Hay alguna causa natural para tener
tan duro el corazón? –– [A EDGAR] Vos, señor, seréis uno de mis cien caballeros. Pero no me gusta
vuestro modo de vestir. Diréis que es un traje persa, pero que os lo cambien.
KENT
Mi señor, acostaos aquí y descansad.
LEAR
No hagáis ruido, no hagáis ruido; corred las cortinas.
Así. Ya cenaremos por la mañana.
BUFÓN
Y yo me acostaré a mediodía.

Entra GLOSTER.

GLOSTER
Ven aquí, amigo. ¿Dónde está el rey, mi señor?
KENT
Aquí, pero dejadle. Ha perdido la razón.
GLOSTER
Te lo ruego, amigo, llévale en brazos.
He sabido que piensan atentar contra su vida.
Hay lista una litera; llévale a ella
y salid para Dover , donde os darán
acogimiento y protección. Lleva a tu amo.
Si te entretienes sólo media hora,
lo pagaréis con la vida él, tú y todos

Página 46 de 75
 

Paginas:
Grupo de Paginas:       

Compartir:




Diccionario: