Romeo y Julieta (William Shakespeare) Libros Clásicos

Página 39 de 79

como el rayo, pues antes de que yo
pudiera separarlos, Tebaldo fue muerto;
y antes que cayera, Romeo ya huía.
Que muera Benvolio si dice mentira.
SEÑORA CAPULETO
Este es un pariente del joven Montesco;
no dice verdad, miente por afecto.
De ellos lucharon unos veinte o más
y sólo una vida pudieron quitar.
Que hagáis justicia os debo pedir:
quien mató a Tebaldo, no debe vivir.
PRÍNCIPE
Le mató Romeo, él mató a Mercucio.
¿Quién paga su muerte, que llena de luto?
MONTESCO
No sea Romeo, pues era su amigo.
Matando a Tebaldo, él tan sólo hizo
lo que hace la ley.
PRÍNCIPE

Pues por ese exceso
inmediatamente de aquí le destierro.
Vuestra gran discordia ahora me atañe:
con vuestras refriegas ya corre mi sangre.
Mas voy a imponeros sanción tan severa
que habrá de pesaros el mal de mi pérdida.
Haré oídos sordos a excusas y ruegos,
y no va a libraros ni el llanto ni el rezo,
así que evitadlos. Que Romeo huya,
pues, como le encuentren, su muerte es segura.
Llevad este cuerpo y cumplid mi sentencia:
si a quien mata absuelve, mata la clemencia.

Salen.

III.ii Entra JULIETA sola.

JULIETA
Galopad raudos, corceles fogosos,
a la morada de Febo; la fusta
de Faetonte os llevaría al poniente,
trayendo la noche tenebrosa . .
Corre tu velo tupido, noche de amores;
apáguese la luz fugitiva y que Romeo,
en silencio y oculto, se arroje en mis brazos.
Para el rito amoroso basta a los amantes
la luz de su belleza; o, si ciego es el amor,
congenia con la noche. Ven, noche discreta,
matrona vestida de negro solemne,
y enséñame a perder el juego que gano,
en el que los dos arriesgamos la virginidad.
Con tu negro manto cubre la sangre inexperta
que arde en mi cara, hasta que el pudor

Página 39 de 79
 

Paginas:
Grupo de Paginas:       

Compartir:




Diccionario: