Las aventuras de Tom Sawyer (Mark Twain) Libros Clásicos

Página 65 de 175

La anciana, se quedó petrificada por el asombro, mirando por encima de los lentes; Tom, tendido en el suelo, descoyuntado de risa.
-Tom, ¿qué es lo que le pasa a ese gato?
-No lo sé, tía -balbuceó el muchacho.
-Nunca he visto cosa igual. ¿Qué le habrá hecho ponerse de ese modo?
-De veras que no lo sé, tía; los gatos siempre se ponen de ese modo cuando lo están pasando bien.
-¿Se ponen así? ¿No es cierto?
Había algo en el tono de esta pregunta que escamó a Tom.
-Sí, tía. Vamos, me parece a mí.
-¿Te parece?
-Sí, señora.
La anciana estaba agachada, y Tom la observaba con interés, avivado por cierta ansiedad. Cuando ádivinó por «donde iba» ya era demasiado tarde. El mango de la cucharilla delatora se veía por debajo de las faldas de la cama. Tom parpadeó y bajó los ojos. La tía Polly lo levantó del suelo por el acostumbrado agarradero, la oreja, y le dio un fuerte papirotazo en la cabeza con el dedal.
-Y ahora, dígame usted: ¿Por qué ha tratado a ese pobre animal de esa manera?
-Lo hice de pura lástima..., porque no tiene tías.
-¡Porque no tiene tías! ¡Simple! ¿Qué tiene que ver con eso?
-La mar. ¡Porque si hubiera tenido una tía, le hubiera quemado vivo ella misma! Le hubiera asado las entrañas hasta que las echase fuera, sin darle más lástima que si fuera un ser humano.
La tía Polly sintió de pronto la angustia del remordimiento. Eso para poner la cosa bajo una nueva luz: lo que era crueldad para un gato, podia también ser crueldad para un chico. Comenzó a enternecerse; sentía pena. Se le humedecieron los ojos; puso la mano sobre la cabeza de Tom y dijo dulcemente:
-Ha sido con la mejor intención, Tom. Y además, hijo, te ha hecho bien.
Tom levantó los ojos y la miró a la cara con un imperceptible guiño de malicia asomando a través de su gravedad:
Ya sé que lo hiciste con la mejor intención, tía, y lo mismo me ha pasado a mí con Perico. También a él le ha hecho bien: no le he visto nunca dar vueltas con tanta soltura.
-¡Anda, vete de aquí antes de que me hagas enfadar de nuevo! Y trata de ver si puedes ser bueno por una vez, y no necesitas tomar ya más medicina.
Tom llegó a la escuela antes de la hora.

Página 65 de 175
 


Grupo de Paginas:           

Compartir:




Diccionario: